Porque 140 caracteres a veces no son suficientes.

Preservando la Historia: Los ojos en las estrellas

El 28 de enero de 1986 el transbordador Challenger explotó a los pocos segundos de despegar de Cabo Cañaveral. Fue la primera gran catástrofe del programa espacial estadounidense y marcó, de alguna manera, el fin de una carrera que ya por aquel entonces Estados Unidos le había ganado a la entonces agonizante Unión Soviética.

En aquella nave viajaba un físico llamado Ronald E. Mc Nair, fue el segundo afroamericano en subir al espacio y aquella misión era todo un reto para él. Pero Mc Nair, antes que físico y astronauta fue un niño que miraba a las estrellas y es ahí donde entra una iniciativa maravillosa puesta en marcha por StoryCorps una organización cuyo objetivo es el de recoger, documentar y difundir esas historias que merecen ser recordadas.

Pueden ser grandes historias de personas pequeñas o pequeñas historias de grandes personalidades. En el caso de Mc Nair su hermano Carl quiso contar quien era su hermano de pequeño y como llegó a convertirse en un científico y un astronauta. El resultado es este precioso video que, partiendo de una pequeña anécdota, se convierte en todo un homenaje y en todo un mensaje de inspiración.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s